Mientras más juegas, mejor te vuelves

Todos lo que llevamos un tiempo entrenando CrossFit, sabemos lo doloroso que puede llegar ser a veces.

Me refiero al dolor constructivo que viene con un entrenamiento intenso. Me gustaría que fuera de otra manera, pero lamentablemente esa intensidad que duele es la que nos entrega los mayores beneficios. Más rendimiento, más musculatura, se quema más grasa corporal y tu mente se fortalece con ello también.

Lo anterior me recuerda una frase del libro “Principios” del innovador inversionista Ray Dalio:

“Empecé a experimentar los momentos dolorosos de una manera radicalmente diferente. En vez de sentirme frustrado o sobrepasado, vi el dolor como un recordatorio de que había algo importante que tenía que aprender. Enfrentar los dolores y descubrir las lecciones que me estaban tratando de dar pasó a ser una especia de juego. Mientras más jugada, mejor era, menos dolorosas eras esas lecciones, y era más gratificante el proceso de reflexionar, desarrollar principios, y eran más gratificantes el usar esos principios. Aprendí a amar mis problemas, lo que creo es una perspectiva saludable a tener…”

Aprende a ver el dolor como un maestro, eso te servirá en el momento del entrenamiento, fuera del gym también y en todas las áreas que quieras.

-Pável Sáenz